Cosmecéutica: cosméstica médica y farmacéutica

En el cruce entre cosmética tradicional, lo farmacéutico y el medicamento, se encuentra la cosmecéutica. Esta cosmética científica de alta gama ya forma parte de los cuidados de los centros expertos en medicina estética y se han convertido en un complemento perfecto de numerosos tratamientos estéticos, médico-estéticos, e incluso quirúrgicos.

La cosmecéutica apareció en 1997 en Estados Unidos y llegó a Europa diez años después. Lo que se buscaba era una gama de productos cuya formulación fuera muy exigente, con activos que funcionaran y con unos niveles de concentración superiores a los cosméticos habituales, y con combinaciones muy específicas para cada caso.

Cosmeceutica Instimed

¿Cómo diferenciar cosmecéutica y cosmética tradicional?

Principalmente por su mayor dosis de activos. A nivel de antioxidantes, las vitaminas C o E son puras y con unos altos niveles de concentración mucho más altos que los reglamentados para la cosmética clásica: entre un 10 y 15%, el lugar del 5% (o menos) para la vitamina C o del 1% para la vitamina E. En la cosmecéutica, el retinol tiene una dosificación mayor del 3%.

Por otro lado, los cosmecéuticos se caracterizan por una tecnología de vanguardia con unos resultados totalmente optimizados. Por ejemplo, es importante saber que la vitamina C se oxida muy rápidamente, y la cosmecéutica lo que hace es proteger la vitamina C con una película que se deshace al contacto con la piel para liberar los principios activos intactos.

Además, las combinaciones son atrevidas. Todos los investigadores coinciden en que una sola molécula no puede controlar todos los radicales, por ello, están constantemente buscando la combinación más adecuada.

Las cosmecéutica es “sobriedad”

Frente al marketing de lo bio, de los olores o de los colorines, la cosmecéutica se centra en su seriedad y sobriedad. La textura, el olor y el embalaje suelen ser menos atractivos que la cosmética tradicional. Es decir, se paga más la formulación y menos el envoltorio.

Sólo prima el producto y la eficacia de la formula. También cambia su forma de aplicación. Suelen ser productos que se aplican en “layering”, es decir, en superposicón de varias capas. Es un nuevo ritual de belleza que gira alrededor de los serums, piedra central de la cosmecéutica.

Cosmecéuticos: una prescripción personalizada

La cosmecéutica responde a necesidades muy específicas. Ofrecen una solución antiaging de calidad a todos aquellas personas que quieren optimizar sus tratamientos estéticos y/o medico-estéticos, o quieren retrasar el paso por el quirófano. Principalmente “altamente hidratantes” y “antioxidantes”, los productos de cosmecéutica rellenan arrugas, recuperan pieles castigadas y actúan sobre la regeneración celular.

La filosofía de la cosmecéutica se resume en tres palabras: prevención, protección y corrección. Es decir, a los 20 años se puede emplear para prevenir los daños que pueden causar los radicales libres, a partir de los 35 años para proteger la piel y más tarde para corregir los problemas cutáneos que no se han podido prevenir, como las manchas o la flacidez.

La cosmecéutica también busca optimizar los tratamientos de aquellos pacientes que recurren a medicina estética y al láser. Tratar la piel antes y después es algo necesario.

Conclusión

Más que el aroma o el glamour del envase, lo que prima en los pacientes actuales es la eficacia, en coherencia con la sobriedad del packaging. Y también da garantía a los pacientes el hecho de la cosmecéutica sólo se venden en clínicas o centros especializados, bajo el asesoramiento de un experto. No es un producto que puedas comprar en una gran superficie.

El enfoque del paciente es totalmente lógico, ya que cada tienen más información sobre lo procesos de envejecimiento y de los activos para retrasarlos; y es lo que buscan. Su objetivo: luchar contra el foto-envejecimiento prematuro con activos que han demostrado su eficacia. La simple mención de ácido hialurónico, ácido ascórbico, kojico y del retinol les genera confianza.

Doctora Blanca Porto médico estetico Instimed

Dra. Blanca Porto, médico estético de Instimed

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *