Después de las fiestas: cómo deshacerse de los kilos de más

¿Os gustaría volver a una dieta normal sin echar de menos los dulces navideños y otros abusos alimenticios de las navidades? La doctora Cristina Bouza, médico especialista en nutrición nos explica como deshacerse de los kilos de más y sin sufrir.

cómo deshacerse de los kilos de más después de las fiestas

1. Suprimir las grasas malas

Volver a recuperar un ritmo alimenticio correcto merece algunas sacrificios durante algunos días. Sin hablar de régimen, hay que estar vigilante de lo que ponemos en nuestro plato hasta alcanzar el peso adecuado. El primer reflejo suele ser el de eliminar todo lo que hemos comido en exceso durante las fiestas, como los platos con salsas, la fritura y los dulces.

Suprimimos durante unos días de nuestra dieta las grasas malas y los malos azúcares, recordándolo con post it en la puerta de la nevera.

Por “malos azúcares” entendemos la bollería, bombones y chocolate, pero también el alcohol en todos sus formatos, verdadera bomba de calorías.

Sustituimos las grasas malas por alimentos menos grasos (carnes blancas, pescado), cocidos o al vapor, a la plancha o asados.

Ponemos en las ensaladas una cuchara de café de aceite, que podemos ir variando: aceite de oliva virgen, aceite de semilla de uva, aceite de colza, de frutos secos. Para dar sabor a los platos podemos añadir especias y hierbas aromáticas.

2. No saltarse el desayuno

Contrariamente a lo que mucha gente piensa, los excesos alimenticios de la noche anterior no se resuelven saltándose una comida del día siguiente, y la comida que normalmente se suele eliminar es el desayuno (Un desayuno equilibrado puede evitar el sobrepeso y la obesidad).

No saltarse un desayuno equilibrado compuesto por pan integral, como el pan de centeno o con cereales, un yogur no azucarado, una bebida (té o café), una porción de fruta (fruta natural, en compota o un zumo de frutas sin azúcar añadido).

3. Respectar un equilibrio alimenticio

A parte de un desayuno completo, hay que hacer una comida y cena equilibrados.

Al mediodía, comemos unos 100 g de carne magra o 150 g de pescado acompañado de 150 g de hidratos de carbono (ideal, cereales o legumbres por el tema de los azúcares de lenta absorción) y 200 de verdura, y de postre, un yogur no azucarado (entre 0y 20%). Las cantidades son aproximadas y varías en función del peso y de la actividad física (más hidratos de carbono si se hace deporte).

  • La comida ideal: pescado azul o pollo a la plancha, pisto (berenjenas, ajo, tomate y otras verduras) y quinua + yogur de postre.

En la cena, aligeramos. Adiós a los hidratos o como mucho, una revanada de pan o una galleta de arroz.

  • Cena ideal: verduras cocidas o potaje, una rebanada de jamón, y queso blanco de postre.

4. Reservar la fruta para entre horas

La fruta no tiene cabida en la comida y en la cena. No podemos finalizar las comidas con azúcar. Debemos reservar el azucar (las frutas) para media mañana o media tarde. “El organismo asimila mejor los azúcares entre comidas y nuestro cuerpo almacena menos“, nos explica Cristina Bouza, médico especialista en nutrición de Instimed.

No sobrepasar los 300 g de fruta al día, que suele ser dos piezas de fruta diarios.

5. Airearse y hidratarse

Es el momento de abrir los botes de infusiones que tenemos en la cocina para que nos ayuden a desintoxicarnos y drenar el hígado.

Podemos beber también zumo de limón con el estómago vacío. El limón tiene numerosas propiedades como la de mejorar la digestión y la absorción de azúcares y minerales.

Otra estrategia DETOX válida durante todo el año, es la de practicar una actividad física con el fin de aumentar el metabolismo y quemar las calorías más facilmente.

6. Dieta libre: comer de todo y sin dejar de lado lo que nos gusta

Controlar lo que comemos no significa que debamos deprimirnos frente a un plato de  zanahorias o de acelgas, y que dejemos de lado todo aquello que nos gusta. Gracias a la dieta libre de Instimed, podemos perder peso, comiendo de todo y sin renunciar a lo que más nos gusta, siempre y cuando se sigan las pautas marcadas por el médico nutricionista.

Médico especialista en nutrición y obesidad

Doctora Bouza, médico especialista en nutrición y obesidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *